Microbios en nuestras Vidas: Cara y Cruz de la moneda

Generalmente tendemos a asociar a los microbios con enfermedades y destrucción (Sida, tuberculosis, destrucción de los alimentos ...), pero la cosa no es tan simple como ésto. Ya hemos comentado antes que la vida en la tierra necesita inevitablemente de los microorganismos para desarrollarse. Todos los ecosistemas terrestres dependen de una u otra forma de los microorganismos.

Qué sucede pués?

Los microorganismos representan para el ser humano la cara y la cruz de una misma moneda: tienen su aspecto absolutamente beneficioso, pero también tienen su lado negativo (por ejemplo, efectivamente, las enfermedades). Veamos unos cuantos ejemplos.

... Los Microbios y el bienestar Humano:

Los microorganismos son importantes en el mantenimiento del equilibrio ecológico en la Tierra.

Algunos microorganismos viven en los seres humanos y en los animales y son necesarios para mantener su salud.

Algunos microorganismos se usan para producir alimentos y productos químicos (Biotecnología). Usando ADN recombinante, las bacterias pueden producir substancias importantes como proteínas, vacunas, y enzimas.

Los microorganismos degradan las plantas y animales muertos y reciclan elementos químicos para ser usados por plantas y animales vivos.

Se usan bacterias para descomponer materia orgánica en aguas de alcantarillado.

Los procesos de Biorremediación usan bacterias para limpiar basuras tóxicas.

En terapia genética, se usan virus para portar sustitutos para genes defectuosos o perdidos en las células humanas.

En agricultura se usan bacterias genéticamente diseñadas para proteger las plantas de la escarcha y los insectos y mejorar el período de almacenamiento de los de productos.

Pero ...

... Los Microbios y las enfermedades Humanas:

Aunque todos tenemos microorganismos dentro y sobre el cuerpo (constituyen la microbiota normal o flora habitual del ser humano), algunos microorganismos producen enfermedades.

Las características de las especies de microbios productores de enfermedades y la resistencia del huésped son factores importantes para determinar si una persona contraerá una enfermedad.

Una enfermedad infecciosa es aquella en la que los patógenos invaden a un huésped susceptible.

Una enfermedad infecciosa emergente es una enfermedad nueva o cambiante que muestra un aumento de su incidencia en el pasado reciente o la potencialidad de aumentar en el futuro cercano.